10 pasos para vivir una vida menos ansiosa - Ambiciosa

10 pasos para vivir una vida menos ansiosa

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on email

¿Te consideras una persona ansiosa? Si no sabía cómo responder esa pregunta, haré una prueba para ver su nivel de ansiedad y averiguar si tiene síntomas de trastorno de ansiedad generalizada (sea honesto en las respuestas, ¿eh?).

  • Te asustas cuando borras el mensaje de WhatsApp antes de poder leerlo (1 punto)
  • Te cansas fácilmente (1 punto)
  • Tienes dificultad para dormir (1 punto)
  • En tiempos de crisis comes compulsivamente (1 punto)
  • Te sientes enfadada y te pueden molestar con facilidad (1 punto)
  • Odias cuando dicen «Tengo algo que contarte» y luego desaparecen (1 punto)
  • Sueles estar nerviosa y no puedes estar parada (1 punto)
  • Miedo a las cosas incluso antes de que sucedan (1 punto)
  • Estas mucho tiempo sin comer, por intervalos muy largos (1 punto)
  • Tienes dificultad para concentrarte (1 punto)

¿Cuánto dio tu puntuación? (escribe en los comentarios para avisarme). Si has sumado 4 puntos o más, querida, es bueno que leas bien este texto con atención, porque puedes estar con trastorno de ansiedad generalizada.

Primero, aclaremos el significado del trastorno de ansiedad generalizada: esta enfermedad es bien conocida por TAG, así que si me ves usando este acrónimo a lo largo del texto, sabrás de lo que estoy hablando.

El TAG, según el manual de clasificación de enfermedades mentales (DSM.IV), es un trastorno caracterizado por “preocupación persistente o expectación aprensiva”, persistente y difícil de controlar. Y puede durar al menos seis meses.

El trastorno de ansiedad generalizada puede afectar a personas de todas las edades, desde el nacimiento hasta la vejez. En general, las mujeres son un poco más vulnerables que los hombres.

Físicamente, la ansiedad puede presentar sensaciones que pueden asumir el rostro de una crisis, la famosa «crisis de ansiedad», también conocida como «crisis de pánico» o «ataque de pánico».

Una crisis de ansiedad es como si la subjetividad, la organización mental de la persona, fuera tomada por el sentimiento de amenaza de fracaso, despersonalización, locura o incluso la muerte.

En el síndrome de pánico (que corresponde a un tipo de crisis de ansiedad) lo que sucede es que la desestabilización se lleva a tal punto que va más allá de lo soportable. Es como si la persona tuviera brazos y piernas atados a caballos que pretenden correr en diferentes direcciones.

Hay un descontrol corporal inminente, donde todo a su alrededor se desmorona y es en el cuerpo donde se notan las consecuencias más visibles. Un ataque de pánico puede parecerse a un ataque cardíaco, una convulsión o incluso un derrame cerebral (derrame cerebral), también conocido como derrame cerebral.

El trastorno de ansiedad generalizada puede afectar la forma de pensar de una persona, pero también puede provocar síntomas físicos. Es necesario prestar atención a los síntomas y constancia de los mismos a diario. A continuación, presentamos algunos:

  • Preocupaciones y miedos excesivos
  • Visión poco realista de los problemas
  • Inquietud o sensación de estar siempre «nervioso»
  • Irritabilidad
  • Tensión muscular
  • Dolores de cabeza
  • Dificultad para concentrarte
  • Náuseas o ardor en el estómago
  • Necesitas ir al baño con frecuencia
  • Fatiga y sensación de cansancio constante
  • Pasar mucho tiempo sin comer
  • Dificultad para dormir o permanecer despierto
  • Aparición de temblores y espasmos
  • Asustarse fácilmente
  • Comer compulsivamente cuando se siente nervioso

Cómo tratar tus ataques de ansiedad

Algunas personas optan por utilizar medicamentos para reducir sus ataques de ansiedad y tratar los trastornos mentales. Sin embargo, el abuso de estas sustancias puede empeorar su salud en lugar de mejorarla.

Lo recomendado es buscar un profesional para que te ayude a tratar tu ansiedad de la mejor manera y mejorar tu calidad de vida.

Los psiquiatras y psicólogos, responsables de la salud mental, son los profesionales más capaces para ayudar en los trastornos de ansiedad generalizada.

¿Pero sabías que hay algunas cosas que puedes hacer para controlar tus ataques de ansiedad? (y esto no implica ningún tipo de medicación)

Aquí hay algunos consejos que pueden ayudarlo:

  1. Practica actividades físicas

La practica de actividades físicas estimula la producción de serotonina, neurotransmisor que actúa sobre el cerebro regulando el estado de ánimo, el sueño, el apetito, la frecuencia cardíaca, la temperatura corporal, la sensibilidad al dolor, los movimientos y las funciones intelectuales. Hablamos más sobre esto en el texto «¿Sabes cómo activar la hormona de la felicidad?«

Si aún no eres fanático de ningún deporte o actividad física, permítete descubrir algo nuevo. Caminar, correr, nadar, una clase de baile, tenis o incluso deportes de equipo, como baloncesto y fútbol, pueden ser alternativas para escapar del sedentarismo y reducir los niveles de ansiedad.

Caminar en lugares abiertos, mantenerse en contacto con la naturaleza, por ejemplo, puede ser una hermosa oportunidad para relajar la mente.

  1. Invierte en alimentos con triptófano

Los alimentos ricos en triptófano son excelentes para mejorar el estado de ánimo y proporcionar una sensación de bienestar porque ayudan serotonina, sustancia presente en el cerebro que facilita la comunicación entre neuronas, regulando el estado de ánimo, la sensación de hambre y el sueño, por ejemplo.

Los principales alimentos ricos en triptófano son las proteínas como la carne, el pescado, el huevo o Leche y derivados. Queso, cacahuetes, anacardos, pollo, huevos, guisantes, pescado, almendras, aguacates, patatas y plátanos son alimentos que pueden ayudar en el nivel del triptófano y en el humor.

  1. Alivia el estrés diario

Trate de evitar situaciones y momentos estresantes tanto como sea posible. Algunas terapias alternativas pueden ayudar con esto. Acupuntura, por ejemplo, es una terapia china oriental que consiste en estimular puntos repartidos por todo el cuerpo. Ayuda a luchar migraña, cólicos, fibromialgia, estrés e incluso ayuda con la pérdida de peso.

Aromaterapia, Musicoterapia, Yoga, Watsu, Geoterapia, Quiropráctica, Shiatsu y Reiki también son alternativas que pueden traer alivio del estrés, bienestar y mejorar sentimientos como el miedo, la ansiedad y la tristeza.

  1. Controla tu respiración

Aspirar. Exhalar. Respirar correctamente puede ayudar mucho a controlar el cuerpo y la mente. Trate de reservar momentos del día para respirar lentamente solo por la nariz. Los ejercicios de tres a siete minutos son suficientes para proporcionar un mayor equilibrio y calma.

  1. Evita los pensamientos negativos

Intente cambiar su discurso interno, aprendiendo a prestar atención a sus pensamientos, no a alimentar pensamientos fantasiosos e incoherentes para el futuro. Trate siempre de concentrarse en pensamientos positivos. El texto «¿Es la positividad importante para la salud?« puede ayudarlo a trabajar mejor en este tema en su vida.

Siempre que se acerque un pensamiento negativo, trate de evitarlo, pensando en situaciones agradables y cosas que le brinden placer.

  1. Ten un poco de té

Desde la antigüedad, la gente ha descubierto que algunas plantas tienen efectos medicinales. El hábito de beber té puede tener efectos beneficiosos sobre tu salud emocional.

Algunos indicados para la ansiedad son: manzanilla, lúpulo, valeriana, melisa, maracuyá, lavanda, romero y melisa.

  1. Sea más organizado

El desorden interrumpe la función cerebral y causa estrés. Estar organizado facilita el trabajo del cerebro, ya que le permite tener previsibilidad para realizar tareas.

La energía adicional consumida debido a la desorganización de tu armario u oficina, por ejemplo, acumula un mayor desgaste cerebral, se cansa, tiende a comprometer tu funcionamiento mental y puede provocar otros males.

Comience organizando los cajones, luego los libros y luego organice sus pensamientos también.

  1. Sonríe

Sonreír alivia el estrés. Incluso la sonrisa más forzada puede disminuir drásticamente el nivel de estrés y ansiedad y hacerte más feliz. La risa relaja el cuerpo y la mente, fortalece las defensas orgánicas, mejora la circulación y la presión arterial y libera endorfinas, que promueven una sensación de bienestar general.

Hicimos la prueba y lo escribimos en un artículo. «Lo que aprendí al sonreír a los extraños en el autobús.«

  1. Descubre actividades placenteras

Los pasatiempos proporcionan placer y desvían la tensión. Estas son estrategias para evitar el estrés. Tener un pasatiempo debería ser tan importante como dormir y comer.

Si aún no tienes un hobby, permítete descubrir nuevas actividades que te brinden placer. Bailar, cantar, tocar un instrumento musical, coser, hacer crucigramas y leer pueden ser buenas alternativas.

Aprender una actividad manual como pintura, carpintería, artes plásticas, jardinería o incluso aprender a cocinar puede despertar nuevas sensaciones y elevar el estado de ánimo y autoestima.

  1. Diviértete con tus seres queridos

Tenga momentos de calidad con amigos, familiares y personas que realmente ama. Deja a un lado tu teléfono móvil y redes sociales y disfruta cada momento con tus seres queridos. El noviazgo, por ejemplo, es un acto que genera placer y está mediado por diversas hormonas.

La amistad es indispensable. Lo hablamos en el texto «La amistad es la mejor medicina.« Cultiva a las personas que están cerca de ti y quieren tu bien, serán fundamentales para ayudarte contra los ataques de ansiedad.

El trastorno de ansiedad generalizada no es una broma. Cuídate, haz cosas que te hagan mejor mental y físicamente y, sobre todo, busca ayuda.

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on email

CEO y Fundadora de AMBICIOSA, ayudando a todas las mujeres a Sentirse mejor, Rendir más y verse mejor. Competidora a nivel internacional en Remo, consiguiendo más de 20 de medallas de oro Nacionales y Europeas. Para progresar en su deporte. Acabó certificándose en health and fitness through effective training and nutritional strategies (salud y fitness por medio de entrenamientos efectivos y estrategias de nutrición) en Crossfit, un certificado aprobado por la ANSI y por la ACCME. 

Nuria Barrios

¡HOLA, SOY NURIA!

Ambiciosa es Salud, Fitness y Apoyo que ayuda a las mujeres a crear un estilo de vida y un cuerpo que les guste.

Como Construir tu Mejor Estrategia para Cambiar Tu cuerpo

BUSCAR: